jueves , 19 octubre 2017
Inicio » Artículos » Bobby Fischer y las dos “K” o la leyenda moderna del ajedrez
Bobby Fischer y las dos “K” o la leyenda moderna del ajedrez
Boris Spassky (i), durante la partida con Bobby Fischer (d), en el Campeonato del Mundo de Ajedrez por equipos en Siegen, Alemania el 20 de septiembre de 1970.

Bobby Fischer y las dos “K” o la leyenda moderna del ajedrez

448 Lecturas

El estadounidense Bobby Fischer y las dos “K”, los soviéticos y luego rusos Gary Kasparov y Anatoli Karpov, escribieron en el siglo XX la leyenda del ajedrez, que se convirtió en un símbolo del enfrentamiento Este-Oeste.

El mundo del ajedrez conoció en los años 1970 y 1980 una fiebre sin precedentes que popularizó el juego más allá del círculo de los fanáticos.

Jugador clásico, especialista en ataques relampagueantes, Bobby Fischer (1943-2008) tenía, según los rumores, un coeficiente intelectual superior al de Albert Einstein. Se convirtió en un mito del ajedrez en 1972 al dominar en la final del campeonato mundial, en Islandia, al soviético Boris Spassky, tras una partida histórica, que rompió 24 años de hegemonía soviética.

Símbolo para Estados Unidos de la lucha contra el comunismo, Fischer fue alentado por el consejero de Defensa Nacional, Henry Kissinger, señala la agencia AFP.

Después de 1972 se retiró en una secta y desapareció de la escena pública, viviendo de forma muy humilde. Pero en 1992 aceptó una revancha organizada en la exYugoslavia. Volvió a batir a Spassky y ganó más de 3 millones de dólares, a pesar del embargo económico de la ONU por entonces en vigor contra ese país.

Fischer fue inculpado por la justicia estadounidense de transacción comercial ilegal. Vivía en Asia y criticó duramente a su país. Acabó trasladándose a Islandia, donde murió.

(i-e) Gary Kasparov y Anatoly Karpov, el 24 de septiembre de 2009, en Valencia, España.

(i-e) Gary Kasparov y Anatoly Karpov, el 24 de septiembre de 2009, en Valencia, España.

En 1975 el soviético Anatoli Karpov, nacido en los Urales en 1951, se apoderó sin jugar del título de campeón mundial, tras la corona que dejó vacante Fischer. Luego batió en dos ocasiones al disidente soviético Viktor Korchnoi, que murió en junio de 2016, donde había obtenido el asilo político, en partidas muy reñidas en el tablero y lejos de él, ya que la familia de Korchnoi estaba retenida en la URSS.

Leer también:  Karpov y Fischer, en los papeles de Panamá

Tras diez años de reinado, Karpov perdió la corona, por muy poco, ante Gary Kasparov que se convirtió a los 22 años, en 1985, en el campeón más joven de la historia. Reinó sin disputa hasta 2000.

Nacido en 1963 en Azerbaiyán, “el monstruo de cien ojos que lo ve todo”, como era apodado, comprendió antes que nadie la importancia de la informática para el juego. En 1996 se enfrentó y ganó al superordenador “Deep Blue” de IBM, y al año siguiente perdió en la revancha.

Kasparov disputó contra Karpov cinco campeonatos del mundo consecutivos, es decir, según su propio recuento, 144 partidas (104 que terminaron en tablas, 21 triunfos y 19 derrotas).

Kasparov tenía un estilo impulsivo y enérgico, propio de un atacante de extraordinaria categoría, mientras que su “mejor enemigo” era un rey de la posición, prudente, que digería lenta pero inexorablemente a su rival gracias a una técnica temible. Los expertos los compararon en su momento a un águila y una pitón.

Luego los separó también la política. Kasparov defendió la perestroika de Mijaíl Gorbachov mientras que antes Karpov fue el niño mimado del régimen del presidente Leónidas Breznev. De carácter tempestuoso, Kasparov tildó de mafia a la Federación Internacional de Ajedrez, mientras que Karpov mantuvo excelentes relaciones con ella.

José Raúl Capablanca.

José Raúl Capablanca.

Kasparov fue rival de Vladimir Putin en las elecciones presidenciales rusas de 2008, y actualmente vive en Estados Unidos, mientras que Karpov es diputado y cercano al Kremlin.

Para muchos especialistas, el mejor jugador de ajedrez de todos los tiempos sigue siendo Bobby Fischer. “Se le puede considerar el fundador del ajedrez profesional” explica Kasparov.

Leer también:  Salvat - La Pasión por el Ajedrez por Kasparov

Otros jugadores también marcaron época: el cubano José Raul Capablanca (que murió en 1942), el soviético Mijaíl Botvinnik (fallecido en 1995), el francés de origen ruso Alexandre Alejin (muerto en 1946) o el indio Viswanathan Anand (aún en activo). Sin olvidar al actual número 1, el brillante noruego Magnus Carlsen, que defenderá el título mundial ante el ruso Serguei Kariakin a partir de este viernes en Nueva York.

El ajedrez sigue estando dominado por los hombres. La húngara Judit Polgar(nacida en 1976) llegó en 1996 a la décima posición del ranking mundial, la única vez en que una mujer llega a esa élite.

Fuente: martinoticias

Compartir: